Enfermeras a Domicilio

Contamos con asistentes capacitadas en el cuidado, asistencia y bienestar de adultos mayores, personas en situación de discapacidad temporal o permanente y pacientes postrados, adulto y pediátricos, además de personas especializadas en los cuidados de la madre puérpera y su bebé. Nos caracterizamos por realizar un seguimiento y supervisión directa, acompañando a la familia en cada momento y siempre dispuestos a brindar la mejor atención y entregar la información apropiada tanto a pacientes como familiares.

Ellos llevarán un registro clínico de los pacientes, manejando equipos e insumos médicos, de acuerdo a las necesidades y requerimientos de cada paciente en la comodidad de su hogar.

Las principales labores a realizar son:

Control de signos vitales

Se llevará un control rutinario de temperatura, presión arterial, frecuencia cardiaca y frecuencia respiratoria.

Administración de medicamentos

Nuestras asistentes de enfermos están preparadas para administrar fármacos de acuerdo a la indicación médica, el tipo de paciente y protocolos establecidos, aplicando conocimientos básicos de farmacología.

Alimentación e hidratación

Cuando un paciente es incapaz de alimentarse e hidratarse como lo hacía antes de la enfermedad se genera, tanto en él como en su familia, un estado de angustia y malestar.
Nuestras asistentes están preparadas para enfrentarse a casos complejos en los que existe una alteración severa de la deglución donde el paciente requiere alimentación a través de una sonda nasogástrica o gastrostomía, colaborando siempre para proporcionar el aporte nutricional e hídrico necesario, y velando por su bienestar y el de su familia.

Cuidados de la piel

Una de las lesiones más importantes son las úlceras de decúbito o por presión que suelen ser provocadas por el encamamiento prolongado. Estas úlceras se producen a consecuencia de una presión mantenida en determinadas zonas de la piel sobre una superficie más o menos dura.
Una vez que aparecen estas úlceras son difíciles de tratar, por lo que es fundamental prevenirlas. Para esto, nuestras asistentes de enfermos realizarán cambios posturales frecuentes, mantendrán la piel limpia, seca e hidratada, y realizarán masajes suaves para favorecer la circulación.

Higiene y confort

El aseo y los cuidados de la piel son necesarios para la comodidad, seguridad y salud de una persona. Es por esto, que la práctica de higiene personal debe realizarse tan seguido como sea necesario, para mantener al paciente limpio y cómodo.
Nuestras cuidadoras están capacitadas para asistir diariamente en actividades de higiene y confort, contando con el conocimiento necesario de cuándo y cómo intervenir y practicar habilidades técnicas como arreglo de la cama, baño e higiene personal.

Descanso y sueño

El reposo y el descanso son aspectos muy importantes ya que permiten un cierto grado de recuperación del paciente.
La compañía y la seguridad de que siempre estará alguien pendiente de él y de sus necesidades durante la noche, pueden hacer desaparecer algunos miedos que le impiden conciliar el sueño.

Nuestros profesionales están capacitados para proporcionar y ejecutar técnicas básicas de enfermería en todas las etapas del ciclo vital, de acuerdo a estándares y normativas nacionales.

COTIZA CON NOSOTROS

Nuestros profesionales están capacitados para proporcionar y ejecutar técnicas básicas de enfermería en todas las etapas del ciclo vital, de acuerdo a estándares y normativas nacionales.

COTIZA CON NOSOTROS